Cómo hacer de tu hobby un negocio

Si vienes pensándolo hace días, consciente de que tienes un talento que puedes monetizar, has llegado al lugar que te va a poner en modo “illuminati” y va a hacer que te decidas a aprovechar ese fantástico talento con el que puedes ganar dinero; aquí te contamos todo lo que debes saber, así que, atento.

Que el miedo no te paralice

 

Es bien sabido que el miedo es el que nos impide enfrentarnos a muchas situaciones ya que nos obliga a salir de nuestra zona de confort para tener que tomar al toro por los cuernos y eso es algo que muchos deciden no hacer porque en su pensamiento plantean: —así como estoy me encuentro bien, ¿para qué me voy a arriesgar?, y dejan pasar un sinfín de oportunidades fantásticas que podrían cambiar sus vidas.

Intenta vencer el miedo siendo consciente del talento que tienes y no permitas que los pensamientos negativos y de derrota te invadan antes de dar la pelea. Lo peor que podría pasar es que aquello no te dé resultado y tengas que volver a empezar, pero, de eso se trata la vida, de caer y levantarse una y otra vez.

Por el contrario, si resulta ser un total éxito, estarás más que feliz y agradecido por haberte arriesgado y engordará tu cuenta bancaria con muchos ceros a la derecha, además de la satisfacción que vas a experimentar al estar haciendo algo que te gusta y te apasiona.

Por donde lo mires sales ganando. ¡Piénsalo! y ¡lánzate!

¡Ponte manos a la obra!

 

Ya superaste la primer y más dura etapa, el miedo a lo que pueda pasar. Viste que dijimos, ¿lo que pueda pasar?, muchos de nosotros nos hacemos videos con algo que ni siquiera ha pasado y que tal vez nunca suceda, pero bueno; ya lo dijimos en el punto anterior así que no nos detendremos a hablar de ello nuevamente.

Suponemos que aquí ya estás listo y con todos los bríos para hacer de tu hobby el mejor de los negocios y querrás comerte el mundo.

Bien, en este segmento deberás empezar a traer tu hobby al plano de la acción, ¿qué vas a hacer?, ¿cómo lo vas a lograr?, ¿qué elementos y herramientas necesitas para echarlo a andar?, ¿en cuánto tiempo lo tendrás listo?

Todas estas preguntas empezarás a resolverlas a través de un plan o estrategia que te permita arrancar.

Apóyate en tus redes sociales para empezar a vender 

 

Nunca fueron más relevantes que ahora; las redes sociales permiten que conectes con tu audiencia y con tus amigos, familiares y vecinos. Todo aquel que esté en tus redes sabrá que empezaste un nuevo negocio y con seguridad serán tus primeros promotores y quienes te ayuden a despegar en ventas.

Luego, podrás darle un perfil mucho más empresarial a tus redes para que te establezcas como autoridad en el proceso de decisión de compra de tus potenciales clientes.

Por ningún motivo dejes de lado ni subestimes el poder de las redes sociales para iniciar tu negocio, ese que dejó de ser un hobby para convertirse en tu actividad permanente y donde empezarás a ganar a lo grande.

No eches globos

 

Esta es una manera muy coloquial de decirte que no pierdas el tiempo. A muchos emprendedores les pasa, además, el atenuante mental del “hobby”, no te permite pensar en que esto es algo serio y que requiere de tu mayor atención.

Supera el paradigma de que sigue siendo un hobby ya que ahora es tu negocio, sigue gozándote cada aspecto de la experiencia (es lo más importante para que no caigas en la apatía), pero comprométete a dedicarle tiempo y a evitar las distracciones si en realidad quieres que esto llegue a feliz término.

¿Ya tienes página web?

 

Así como las redes sociales te ponen en el radar de tus potenciales clientes, tener una página web le hará saber al mundo que existes. Google jamás te perdonaría no tener una página y el señor SEO estaría muy molesto contigo si no le das la atención que demanda (posicionamiento).

Pueda que esto no garantice tu éxito, pero sí establecerá una importante conexión con el mundo que está ávido de conocerte y de saber qué tienes para ofrecerle.

Una de las cuestiones más importantes que resolverás al tener una página web es la de tu credibilidad, que el mundo sepa que existes y que tienes un negocio es la mejor manera de ganar confianza, puedes estar seguro que lo primero que hará un cliente será buscarte en la web y, si no estás, ¿qué puede pasar?, pues se irán a otro sitio sin más.

No dejes esta puerta abierta para que tus clientes se vayan a otra web, si lo que quieres hacer pasó de ser un hobby para convertirse en tu negocio, debes darle el estatus que merece y cuanto antes, construir tu página.

Adiós hobby, bienvenido negocio

 

A estas alturas ya debes estar más que consciente de la importancia de considerar tu hobby como un importante negocio.

En otras palabras, es tu trabajo, así que trátalo como tal. No queremos que te desanimes ni que dejes de encontrarle la pasión a ese hobby, lo que queremos darte a entender es que ahora más que nunca, tu sentido de la responsabilidad debe estar a tope y considerar que es la única manera en que obtendrás la disciplina y la motivación necesarias para que este negocio sea un exitazo.

Al trabajo no llegas tarde, o ¿sí?, en el trabajo no te tomas tres horas de almuerzo, o ¿sí?, ok…respondidas estas dos preguntas, (no queremos aburrirte con más), te habrás dado cuenta que, si en tu empleo habitual eres capaz de cumplir un horario y respetar las políticas establecidas, aquí debes hacer lo mismo y más.

Es el precio que todo emprendedor debe pagar por ver crecer y prosperar su negocio, pero te podemos garantizar que no en vano harás todos estos sacrificios, la recompensa llegará más temprano que tarde.

Además, recuerda la famosa frase de Confucio que dice: “Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”.

Asesórate de los que saben

 

Esto lo hemos dicho no una, ni dos, sino muchas veces, en diferentes artículos de nuestro blog, ¿la razón?, los seres humanos somos emocionales, impulsivos y a eso responden en muchas ocasiones nuestras acciones, que de seguro no puede ser malo si estás atrayendo a un cliente, pero sí puede ser muy perjudicial si te dejas llevar por ellas sin responder a la razón al momento de convertir tu hobby en un negocio rentable.

Y es muy lindo que quieras llevar tu hobby más allá, pero no dejes de lado la asesoría de expertos para que lo hagas bien desde el principio.

Existe mucha gente recorriendo tu mismo camino y de seguro son buena vibra y te ayudarán en tus inicios, ellos te ahorrarán tropiezos pues ya han cometido los errores por ti, ¿cómo la ves?, no es malo pedir ayuda y menos cuando se está iniciando, así que, déjate asesorar de los que saben para que arranques con pie derecho.

Revisa cómo está tu mercado

 

Y esto tiene mucho que ver con el punto anterior, las emociones nos llevan a la obnubilación y creemos que nuestro producto o servicio es la panacea que le resolverá los problemas a mucha gente, que es único, que no tiene igual.

Resulta que cuando sales a darte una vueltecita para saber cómo está el mercado, te estrellas con una piedra en los dientes pues encuentras que el postre con la receta secreta de tu tátara tátara abuela ya existe o que ese aparato súper novedoso que estás seguro es tu máxima creación ya anda rodando por ahí.

Es bueno que hayas decidido poner en marcha tu hobby para hacerlo negocio y lucrarte de él, pero debes revisar en qué anda el mercado, sobre todo el que a ti te compete, debido al producto o servicio que vas a ofrecer.

Si lo tuyo es escribir, por ejemplo, y te vas a lanzar con un blog, revisa, lee a otros blogueros, repara en su estilo, fíjate de qué van sus artículos, estúdiales el tono, cómo se dirigen a su audiencia, en fin, tienes una cantidad de trabajo por delante, antes de lanzarte al negocio, pero bien vale la pena que sepas en qué terreno estás parado y qué quieres lograr.

No está de más que le eches una que otra miradita a Shark Tank, un programa del canal Sony (y no nos están pagando por la cuña), que te resultará muy útil para entender la dinámica de lo que puede llegar a ser tu emprendimiento y con el que puedes hacerte una somera idea de aquel emprendedor que en realidad la va a romper con lo que tiene para ofrecer y el que va a vender humo. Estás en el grupo de los primeros o, ¿eres un vende humo?, no nos contestes, es una reflexión muy tuya y solo tú tienes esa respuesta, deseamos que en realidad estés en el grupo de los primeros.

Desarrollo de capacidades personales y libertad

 

Y llegamos a la parte que hará que una vez termines de leernos salgas corriendo a querer ser tu propio jefe, por encima de cualquier impedimento o pensamiento de fracaso que haya estado rondando tu mente.

¿Sabes por qué?, porque no hay algo que en perspectiva nos haga más felices que no tener que rendirle cuentas a alguien, querer dormir hasta la hora que nos plazca y gozar de la libertad que jamás podremos tener como empleados.

Tan solo esos tres aspectos te mueven el piso como si de un terremoto se tratara y cuando vas más allá y consigues desarrollar un sin número de capacidades y habilidades, te parecerá que el tiempo ya no es relevante para ti, que este avanza y ni cuenta te das ya que estás rebosante de energía, de entusiasmo y de dinamismo trabajando en tu propio proyecto y no puedes parar.

Ya nunca más mirarás el reloj un viernes a las cinco de la tarde deseando que la infernal semana laboral acabe, ahora haz puesto todo tu potencial en lo que te hace feliz.

Solo una cosa antes de irnos, organízate, adquiere disciplina, comprométete con tu negocio, establece rutinas y crea hábitos, esto es vital para que puedas trabajar y ver resultados, es decir, que en realidad estés siendo productivo.

Tu cerebro es una gran máquina y si le das elementos que lo saquen de la monotonía llevando a cabo estrategias y retos que hagan de tu hobby un rotundo negocio de éxito, verás que este se expande al tiempo que se divierte.

Desde ya te garantizamos que este desafío te llevará lejos pero déjanos saber qué otras estrategias llevarías a cabo para que tu hobby se convierta en negocio.

¿Te gusta lo que estás leyendo?

Únete a Apunt-e y obtén consejos y recursos de marketing en línea gratuitos
directamente en tu bandeja de entrada.

Contáctanos

Sin cargo. Cancela la suscripción en cualquier momento.